Hazte Socio
Enviando

La Declaración sobre los Derechos del Niño nos obliga a todos a darle respuesta a las necesidades de la Infancia, al tiempo que atendemos sus derechos y reparamos, en la medida que sea necesario, el daño que les hayamos producido.